Entrada destacada

DEPENDENCIA EMOCIONAL

Cuando no somos capaces de ser felices con nosotros mismos y sentimos que la soledad nos embarga, buscamos rápidamente a alguien con quien ...

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Expectativas y Motivaciòn

Las expectativas que tenemos antes las cosas, personas, corresponden a señales externas que percibimos o bien, a nuestras propias creencias ante la situación o persona en concreto. Estas expectativas, nos llevan a concretar ilusiones o deseos. Ejemplo de ello, es cuando conocemos a alguien y entendemos que se asemeja mucho al ideal de persona(pareja, amistad..) que tenemos en mente. Con lo que nos conformamos mentalmente una suerte de ideas, en cuanto a la posibilidad de formar pareja o tener una amistad que perdure en el tiempo. Estas son las expectativas que nos formamos nosotros mismos sin la necesidad de intervención externa. Pero existe otro tipo de expectativas que tienen que ver con las señales que los demás nos dan, es decir los otros emiten una serie de señales a través de sus conductas que nos permite saber si sienten interés por nosotros o no, este tipo de señales es lo que nos motivará a seguir adelante o parar.
La motivación en muchas ocasiones, viene determinada por las pequeñas acciones de otros que nos generan esas expectativas que nosotros estamos esperando que se cumplan.A veces, señales equivocas que producen error en el procesamiento de la situación (como en un ordenador...)debido principalmente a los valores o creencias que tenemos, que no tienen el mismo valor en la otra persona.
Quiero decir con ésto, que las expectativas que nos creamos vienen determinadas por varios factores, las creencias y valores que tengamos sobre la situación en concreto, las ilusiones que pongamos en dicha situación y como nos motivemos. Bien si dicha motivación, parte a través de otras personas o si parte de nosotros mismos.
Pero, cuál es la motivación más importante, hay que tener en cuenta que la motivación que mas dura, es aquella  intrínseca es decir, aquella que parte de nosotros mismos y tiene que ver con nuestros valores (ser buena persona, el amor, las actitudes positivas, creer en uno mismo...) la motivación externa se va modificando y en muchas ocasiones desaparece. Por lo que es necesario, que la motivación interna tenga mucha mas fuerza para que perdure en el tiempo.